Conversación seria

21 de noviembre de 2017

Últimamente se ha debatido intensamente sobre minería a propósito del proceso de licenciamiento ambiental del proyecto Soto Norte, de un fallo judicial acerca de la participación ciudadana en la delimitación del páramo de Santurbán y de manifestaciones como la del ministro de Minas que considera al Proyecto Soto Norte, ubicado fuera del páramo de Santurbán, como una alternativa positiva, con solidez técnica y ambiental que permitirá crecimiento y modernización de la minería colombiana.

Este debate ha tenido diversos participantes. Primero, los que tienen intereses electorales que se oponen sin conocer pero necesitan tomar la posición cómoda; segundo: ciudadanos preocupados con base en miedos infundidos por afirmaciones extremas de anti mineros que siguen sin exponer soportes concretos; después instituciones y expertos que promueven la conversación técnica y soportada, la geología, el contexto minero y la realidad ambiental, entre otros temas. De igual forma, las comunidades con vínculo real y directo al proyecto, que conocen sus beneficios e impactos y que manifiestan su interés en la minería bien hecha y en tener oportunidades reales de desarrollo que no han conocido.

En medio de todo, se debe reconocer que existe desconfianza hacia la minería moderna, que buscamos opiniones expertas e independientes y que queremos garantía de cumplimiento de las promesas.

Lo anterior está bien y es legítimo para mantener una conversación seria y respetuosa en la cual el objetivo no sea anular al otro.

Minesa no desfallecerá en conversar con todos los interesados y en todos los niveles, sobre la base del respeto, la transparencia, los hechos, los datos y la construcción gradual de confianza que, como en toda relación, es tarea de largo aliento.

En este sentido, valoramos cómo más de 5.000 personas de Bucaramanga y el área de influencia ya han participado directamente en nuestros procesos de conversación y más de 500 han visitado la zona del proyecto.

Esos santandereanos hoy tienen una opinión informada que permite profundizar en una conversación seria y constructiva acerca del Estudio de Impacto Ambiental que es público hace dos meses. Profundicemos la conversación seria.

Compartir en

Dejar un comentario