Competitividad, muchos pendientes

7 de noviembre de 2017

El jueves pasado fue presentado el Informe Nacional de Competitividad elaborado por el Consejo Privado de Competitividad (CPC). El informe estudia el avance de Colombia durante la última década, haciendo seguimiento a diversas variables y determina cómo vamos frente a la meta fijada para el año 2032: ser el tercer país más competitivo de América Latina. La conclusión es que, según los rankings internacionales, hay avances leves que todavía no generan cambios positivos sustanciales en la calidad de vida de los colombianos y el desempeño de las empresas. Hoy somos quintos, lejos del tercero que es Panamá.

El informe también incluye varias recomendaciones de acción inmediata para los últimos meses del Gobierno Santos. Ojalá se ejecuten y, con ello, se logre que el panorama económico empiece a tener mejor perspectiva.

Por otra parte, el Informe afirma con claridad que “el debate nacional del próximo gobierno debe centrarse en retomar el crecimiento económico que fue motor de las grandes transformaciones sociales y de bienestar de los últimos 15 años”. Además de atacar las principales debilidades competitivas, el CPC plantea tres pilares adicionales para reactivar el crecimiento económico: (1) productividad empresarial sofisticando y diversificando el aparato productivo, (2) formalización de la economía y (3) fortalecimiento de capacidades estatales que permitan consolidar el estado social de derecho y así poder actuar con eficacia en todo el territorio nacional.

Vale la pena estudiar el documento (www.compite.com.co) para actuar sobre el proceso competitividad regional y nacional.

Ante el confuso panorama político y teniendo claro que Santander no crece bien últimamente, elevemos el debate exigiendo propuestas y acciones para el crecimiento y la competitividad, que son los que realmente determinan la calidad de vida y desempeño empresarial.

Finalmente, el Informe destaca la necesidad de fortalecer la articulación entre empresarios, gobierno, academia y sociedad civil para generar un ciclo virtuoso de crecimiento, generación de empleo, aumento del bienestar y consolidación de logros sociales. Regionalmente ya tenemos escenarios e instituciones publico/privadas como Santander Competitivo para trabajar estos temas, pero ¿tenemos claras las nuevas prioridades? ¿Estamos actuando sobre ellas?

Compartir en

Dejar un comentario